Presiona Enter para iniciar tu búsqueda

    Al Rescate

    Solicitantes de asilo demandan al gobierno por prisión excesiva

    La ACLU y grupos de derechos civiles presentaron la demanda a nombre de 9 solicitantes de asilo de Haití, Cuba, Venezuela y otros países.
    GUILLERMO ARIAS/AFP/Getty Images
    10:47 am03/16/2018

    (POLÍTICA PARA MI).- Un grupo de inmigrantes que se encuentran detenidos desde hace tiempo tras pedir asilo en Estados Unidos presentaron una demanda en contra del gobierno del presidente Donald Trump.

    La demanda sostiene que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) viola la ley estadounidense al no permitir que cientos de solicitantes de asilo sean liberados bajo libertad condicional mientras se conocen sus casos.

    Gobierno separa a la fuerza a padres en busca de asilo de sus hijos

    La Unión de Libertades Civiles (ACLU) y otros grupos de derechos civiles  presentaron la demanda el jueves ante el Tribunal federal del Distrito en Washington en nombre de nueve solicitantes de asilo de Haití, Cuba, Venezuela y otros países.

    Pero la demanda calcula que más de mil solicitantes de asilo se encuentran detenidos indefinidamente a pesar de que ya pasaron las evaluaciones iniciales para verificar sus historias.

    “Llegamos a Estados Unidos en busca de libertad, y lo que obtuvimos fue una prisión”, dijo por teléfono al diario USA Today Abelardo Asensio Callol, un ingeniero de software de Cuba, que permanece desde hace varios meses en una prisión del condado de York, en Pensilvania.

    TEMOR DE PERSECUCIÓN

    El estatus migratorio del asilo es otorgado a personas que temen ser perseguidos por su raza, religión, nacionalidad u opiniones políticas si se ven obligados a regresar a su país de origen.

    Los solicitantes de asilo son entrevistados por un agente del DHS para determinar si tiene un “temor creíble” de regresar a su hogar. Luego se les permite presentar su caso ante un juez de inmigración.

    Según una directiva de la agencia de Servicios de Inmigración y Aduanas (ICE) de 2009, los que cruzan la frontera y solicitan asilo y tienen un “temor creíble” de persecución o tortura en sus países de origen, pueden ser liberados caso por caso por razones humanitarias.

    En 2009, la administración de Obama instituyó una política que facilitó la libertad condicional de los solicitantes de asilo mientras se deciden sus casos.

    Sin embargo, bajo el gobierno de Trump, el número de solicitantes de asilo que recibieron libertad condicional se ha reducido a casi cero en cinco oficinas locales clave de ICE: Detroit; El Paso, Texas; Los Ángeles; Newark, Nueva Jersey; y Filadelfia.







    ¿Qué sientes? Comparte tu opinión

    Comentarios

    Cerrar

    cuéntalo

    Ingresa con tu
    red social favorita